Por José Jaime Ruiz

@ruizjosejaime

El presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Salazar Lomelí, ya dijo que si sabemos contar, no contemos con él en las próximas elecciones para gobernador de Nuevo León en el 2021. Muchas veces las personas no cambian, pero los tiempos y las posturas públicas, sí. Tenemos el caso del jefe de la Oficina Ejecutiva, Alfonso Romo, quien dijo que no iba a entrar al gabinete del presidente Andrés Manuel López Obrador, que podría ayudar mejor desde fuera y, sin embargo, optó por incrustarse en el aparato gubernamental.

En la fundacional encuesta del periódico El Norte (Reforma en la Ciudad de México) hubo un error de apreciación política. Compararon a Carlos con los otros posibles candidatos como abanderado de Morena. Difícilmente, por no decir imposible, Salazar Lomelí sería candidato por ese movimiento, no lo aceptaría. Nada más lejana la ideología o la doctrina de Morena del regio.

Lo que ha trascendido es que al presidente de la CEE se le han acercado dirigentes panistas para explorar la posibilidad de lanzarlo como candidato. Salazar Lomelí estaría mucho más cómodo en el PAN que en Morena, inclusive como candidato del PRI, lo cual no va a suceder. ¿Cómo vería López Obrador una candidatura panista de Salazar Lomelí? Sin conflicto profundo, aunque no podría apoyarla públicamente pero, como en las novelas de caballería, sí podría darle espaldarazo y pescozada.

Medir a Salazar Lomelí como candidato de Morena de nada sirve. Los coqueteos del PAN podrían llevarlo a otra medición. Probablemente Carlos no haya dicho ni sí ni no. Paradójicamente, al descartarse, se encartó. Y su nombre deberá seguir siendo evaluado, aunque no por Morena. La cúpula panista de Nuevo León desdeña una candidatura del senador Víctor Fuentes Solís, aunque sea el mejor posicionado como panista, no pertenece al grupo cupular.

Por otro lado, hasta ahora Morena no tiene un candidato o candidata definido para la elección de Nuevo León. Tatiana Clouthier puede optar por Nuevo León o por Sinaloa en el 2021, aunque las encuestas sinaloenses no la han medido. En todo caso, lo más probable es que si decide optar por ese estado, podría competir con Héctor Melesio Cuén, si lo abandera de nuevo Movimiento Ciudadano. Como partido, y aún lejana la fecha de las elecciones, Morena lleva la delantera con más del 40 por ciento de intención de voto.

Hay muchos factores que inciden en la candidatura panista en Nuevo León: los intereses políticos de la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, en el estado; los del dirigente del Partido del Trabajo, Alberto Anaya; los de Alfonso Romo; los del llamado Grupo de los 10, 8 o 12; los de Morena con Yeidckol Polevnski o postPolevnski; por supuesto, los de Andrés Manuel López Obrador.

¿Descartamos a Carlos Salazar Lomelí? No, aún no…

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.