Este sábado fue otro día de mucha movilidad de personas que abarrotaron los comercios del Centrode Monterrey, y de vehículos que saturaron las calles del primer cuadro de la ciudad, pero lo mismo ocurrió en otros municipios metropolitanos como San Nicolás y Guadalupe, sin importar que los contagios de Covid 19 estén en sus niveles más altos.

La avenida Juárez lució como en sus mejores tiempos, la calle Colegio Civil estuvo intransitable, que los comerciantes pudieron su mercancía en plena calle, y no hubo autoridad que pudiera orden.

En algunos comercios hay mensajes en la entrada del uso obligatorio del cubrebocas y aplicarse gel antibacterial, pero permiten el acceso en familia, cuando la autoridad exhorta a que vaya solo una persona.

En el Mesón Estrella, uno de los mercados más frecuentados por los regiomontanos, ya se olvidaron de las medidas de prevención, pues ya no hay nadie vigilando las entradas y exigiendo cubrebocas y sana distancia.

A lo largo de la avenida Juárez y en donde se concentra más gente, la Secretaría de Tránsito de Monterreyimplementó un operativo de seguridad para peatones en la zona.

No se observó a unidades de policía participar en la difusión de medidas preventivas.

Ya van varias semanas en que el número de contagios ronda los 700 diarios, y las autoridades de Salud solo han amagado con cerrar establecimientos de giros no esenciales, pero los índices no bajan y la amenaza sigue latente.