Tras el disparo en el número de contagios y hospitalizaciones por Covid-19, el gobernador Jaime Rodríguez Calderón descartó ayer el regreso a clases presenciales en enero próximo.

Luego que Jalisco, integrante de la Alianza Federalista, dio a conocer que se alista la reincorporación a las aulas, el mandatario estatal aclaró que no será el caso para Nuevo León.

Si bien fue quien en meses anteriores planteó una reintegración en horarios escalonados y una frecuencia de tres días a la semana, aún no es tiempo para implementarlo en la entidad.

Este jueves se reportaron 805 nuevos positivos, cifra récord desde el pasado mes de julio, y mil 175 personas hospitalizadas. El acumulado desde el primer caso es de 104 mil 620 infectados y 5 mil 658 fallecimientos.

“Ante el aumento de casos de Covid-19 que se ha presentado en las últimas semanas en el estado, y debido al insuficiente compromiso de la sociedad para cortar la cadena de transmisión, las clases presenciales en el estado quedan descartadas”, subrayó.

Refirió que como padre de familia entiende la inquietud, tanto de los papás que están preocupados por el aprovechamiento escolar de sus hijos, como los que no quieren exponerlos al virus.

El esquema a distancia se mantendrá al menos por un par de meses más, por el bien de la salud de la comunidad escolar.

“No podemos ser irresponsables con la salud y la vida de nuestros niños y jóvenes, ni con la de los maestros y personal de los centros educativos”.

Una vez que mejore la incidencia en el semáforo epidemiológico y disminuya el riesgo de contagio, se iría por un modelo en el que se incluyan clases presenciales y en línea.

Por último, llamó a los padres a acompañar a los menores en su educación desde el hogar.

“Desde mi gobierno estamos trabajando en un modelo de educación híbrido para que, cuando el contexto de salud lo permita, sea posible hacer un regreso seguro y escalonado a las aulas. 

“Pero la educación de nuestros hijos también depende de nosotros como padres y madres de familia; por ello les pido que acompañen a sus hijos durante su educación en casa, para que juntos los ayudemos a aprovechar esta modalidad de modo que lo aprendido los acompañe en su futuro”, añadió.