Datos pertenecían a la base que administraba en 2016 y fueron obtenidos “de manera indebida”; gran parte de la información ya había sido eliminada del registro actual.

El Buró de Crédito dio a conocer que luego de una revisión de seguridad detectó información personal y crediticia de los clientes que fue extraída de sus sistemas y era vendida en redes sociales; reportó MILENIO.

Dichos datos pertenecían a la base que administraba en 2016 y fueron obtenidos “de manera indebida”; sin embargo, el Buró aseguró que gran parte de esta información ya había sido eliminada de la base de datos actual, conforme a lo ordenado por la ley.

“Buró de Crédito informa que, como parte de su política permanente de revisión de la seguridad de la información, encontró, en algunas redes sociales, indicios que sugerían la oferta ilegal de información de personas físicas que incluye algunos datos que coinciden con los que administrábamos en el 2016 y que habrían sido obtenidos de manera indebida”, se lee en su comunicado la sociedad de información crediticia.

Adicionalmente, el Buró de Crédito procedió a abrir una investigación con asesoría de expertos independientes en la materia, misma que concluyó que no hay evidencia de que la infraestructura de seguridad informática históricamente, y en particular, de 2016 a la fecha haya sido vulnerada.

La información, en todo momento, se ha mantenido totalmente resguardada y no presenta afectación alguna, tampoco existe información expuesta de claves de acceso y contraseñas de productos y servicios de Buró de Crédito.

La base de datos actual presenta información confiable; todos los datos se encuentran inalterados y están protegidos con tecnología de punta que cumple con los más altos estándares de ciberseguridad y todos los servicios de Buró de Crédito operan sin contratiempos y de forma habitual.

“Buró de Crédito permanece en constante comunicación con las autoridades correspondientes y ha presentado las denuncias pertinentes”, abundó.

Agregó que los consumidores no necesitan hacer trámite alguno ante Buró de Crédito o con las entidades financieras y empresas que les hayan otorgado algún préstamo o crédito que adeuden actualmente.

A fin de proteger la información de los usuarios, puso a disposición servicios que ayudan a tener controles adicionales sobre su información de forma gratuita y que notifica por correo electrónico, al consumidor sobre cambios y consultas hechas a su Reporte de Crédito, es decir, ayuda a los consumidores a detectar préstamos o créditos que las entidades financieras y empresas le quieran otorgar o hayan otorgado.

Así como el bloqueo, un servicio que le permite al consumidor controlar el acceso a su Reporte de Crédito que solicite cualquier empresa o entidad financiera interesadas en otorgarle un préstamo o crédito, a través del bloqueo y desbloqueo de dicho acceso y que durante el año en curso se prestará de forma gratuita.

Imagen portada: MILENIO