De confirmarse que iban jugando “carreritas”, los oficiales que destrozaron dos patrullas de Fuerza Civil en un choque serán cesados de la corporación y deberán pagar por los daños, adelantó este lunes Aldo Fasci Zuazua.

Al término de la mesa de Seguridad, en Palacio de Gobierno; el Secretario de Seguridad Pública en el Estado dijo que se investigan dos versiones del percance ocurrido en el municipio de García, pues los efectivos alegan una presunta persecución.

Será la Comisión de Asuntos Internos, la que determine el estatus de al menos seis uniformados que participaron en los hechos.

“Se está investigando porque tenemos dos versiones diferentes, la versión que andaban jugando carreras, obviamente molesta mucho, porque unos cuantos compañeros echan a perder el trabajo de muchos, pero no lo tenemos claro. Está la otra versión de una persecución, pero faltan elementos para poder decir con claridad qué es lo que pasó. Yo no quiero adelantarme a ninguna de las dos versiones”.

En caso de comprobarse que, en efecto, iban jugando carreras, “Por lo menos (se les cesará), y tienen que responder por los daños”, advirtió.

La madrugada del domingo, las unidades FC1306 y la FC2114, ésta última de reciente adquisición, colisionaron lateralmente para luego impactarse contra la barda de un negocio, sobre el cruce de la Avenida Real de Minas y Litio, en la Colonia Valle de Lincoln. Aunque en un inicio trascendió que iban jugando carreras, los implicados argumentaron ir en persecución de un vehículo sospechoso.

El costo de la patrulla de compra reciente ronda el millón de pesos, sin embargo, al igual que todos los vehículos de la dependencia, están aseguradas.

“Todas están aseguradas. Pero el asunto no es que estén aseguradas o no, es el hecho en sí. Si fue un accidente derivado de una persecución pues, al revés, también hay que reconocerles el valor”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.