Agua y Drenaje de Monterrey advirtió este domingo que aquel ciudadano que sea sorprendido desperdiciando agua será acreedor a una multa que oscila entre los 800 pesos. Gerardo Garza González, director de la paraestatal, afirmó que la idea no es alarmar a la comunidad, sino concientizar del uso del agua para evitar desperdicios.

El funcionario estatal señaló que es durante la época de calor cuando más suele observarse que los vecinos tiren agua en la vía pública con la creencia de que esto podrá refrescar el espacio, o para limpiar el frente de sus casas.

“No se trata de alarmar a la gente, sino de concientizar a la población de que no está haciendo buen uso del agua, vamos a ir con todo, vamos a rigidizar el cuidado del agua, porque bien nos hace falta”.

“Desafortunadamente lo que nos permite la Ley de Agua Estatal y Saneamiento, son de 8 a 10 cuotas mínimas, alrededor de 800 pesos. No nos faculta la ley para aplicar multas más altas a reincidentes”.

Garza González manifestó que anteriormente la dependencia consideraba una tarea titánica aplicar sanciones por estos hechos, al tiempo que se registraban bajos niveles del líquido en las presas del Estado. Por ello se hizo uso de cuadrillas que acuden a las colonias donde ocurren los desperdicios y deben asistir plenamente identificados por Agua y Drenaje. Ahí, dan un primer aviso para evitar que se repita el gasto innecesario y posteriormente levantarán el reporte de la sanción económica si hay reincidencia.

En lo que va del año, agregó, han aplicado unas 100 multas en la entidad, pero dijo que esta cifra se puede disparar en el verano si no se cuida el agua.

“La ley dice que tiene que ser infraganti, pero si la cuadrilla llega y las banquetas están húmedas, no fue porque las regaron con agua del cielo”.

Recalcó que el mal uso del agua incluye regar banquetas, lavar coches y regar jardines fuera del horario permitido.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.