Si hay alguien en este país que sabe de política de grandes ligas, maestro en aquel arte de encantar serpientes, se llama Andrés Manuel López Obrador. Y una de tantas pruebas de ello fue como resolvió el tema de su Partido en un tronar de dedos, tal como lo dijimos en este espacio hace 3 meses, al dejar a un cuarto en discordia.

Recuerdan que peleaban furiosamente, más como luchadores que políticos, Yeidckol Polevnsky (o Citlali Ibáñez Camacho), Bertha Luján y Mario Delgado, allá por el mes de septiembre, con toda las intenciones de quedarse con las riendas de Morena Nacional, y nadie cedía ni un ápice de ventaja, pero se notaba más clara la gran voracidad de Polevnsky, quien buscaba perpetuarse en el poder.

Por todos los medios y en todos los idiomas, AMLO les dijo, o se arreglan o se arreglan, pero ni  caso le hicieron, y de repente sacó de la chistera un as de la manga y dejó callados a todos con la llegada de Alfonso Ramírez Cuéllar, actual diputado federal.

Ramírez Cuéllar, para quien no lo conozca, es un tipo organizado, con credibilidad, un líder y con gran historial con lucha por la causa social, sobre todo de la clase media, especialmente como lo fue la época de crisis del 94 al nacer su organización llamada El Barzón.

El ex barzonista, fue electo por el Consejo Nacional de Morena para quedarse en la dirigencia de manera interina y hace unos días el Trife le dio validez oficial, con lo que Yeidckol o Citlali, como usted guste, tuvo que morder uno de coraje y quedarse como secretaria general, o sea, como un cero a la izquierda.

Siendo claros, en Nuevo León, esta dama hizo un pésimo papel en el 2018, y quiso culpar a muchos de su derrota, pero lo cierto es que a ojos de todos, supieron que negoció de la peor manera con Abel Guerra y Morena a nivel local dio resultados de lástima, solo se salvó lo federal, con algunas diputaciones, pero por el empuje natural de López Obrador.

Pero hablando de lo local, en mi tierra del cabrito y machacado (que aquí le decimos machacado y no machaca) en este momento los que más sufren la caída de esta dama, son su inseparable y fiel escudero Víctor Hugo Govea, que ya se sentía el rey de Monterrey, y de toda la región e incluso ya pasaban por su oficina a comprar numero de la rifa del 2021 pero ahora tendrá que devolver todo lo que juntó.

El otro que no canta mal las rancheras y quedó igual, Rafael Zarazúa Jr. que ya se creía candidato a la gubernatura o como mínimo a la alcaldía regia, pero deberá pagar con creces la alta traición que le hiciera a su padrino Alfredo Treviño, quien lo puso en ese cargo y rápido le mordió la mano cuando apoyó para que Yeidckol (Citlali) lo corriera y él se quedara con la estafeta.

Dicen que cae más pronto un hablador que un cojo y que tarde que temprano el que obra mal se le pudre el tamal, o algo así, pero lo cierto es que con la llegada de Ramírez Cuéllar, se esperan nuevos liderazgos en este estado a la sombra del Cerro de la Silla, que presagian mejores resultados en el 2021.

Sobre todo una mezcla más dinámica políticamente hablando, donde hay morenistas de hueso colorado, ex panistas, ex perredistas, ex priistas y ex petistas, así que se va a poner bueno este caldo politiquero.

No me crean mucho, pero solo les adelanto un datito para que agarren sabor. Si en octubre pasado hubieran dejado realizar la elección estatal para la dirigencia de Morena el triunfo lo tendría un grupo fuerte, organizado y en trabajo de equipo encabezado por Ismael Robledo, René Mantecón, Francisco Cerda, Eduardo de la Garza, Agustín Acosta, Miguel Ángel García, Dionisio Herrera Duque y otros cinco más.

Este equipo solito ya tenían la mayoría absoluta para presentar un liderazgo estatal en  Morena, distinto totalmente que al que hoy controla Mario Fernández y Horacio Flores que están detrás de Berta Puga. Pero me dicen que sus días están contados. 

Pa’l baile, dicen los danzantes, hablamos y digan que se los dijo un loco, pero ya lo verán próximamente que se den las nuevas fechas para la elección del consejo estatal que definirá de manera directa al Comité Directivo Estatal.

obed@sdpnoticias.com

@obedc

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.