Por Obed Campos

Aunque el tema del coronavirus es la noticia de mayor impacto en el mundo y que resulta raro que en México el tema es tratado con un raro hermetismo, me dicen que en el bunker nacional de Morena se dio una encerrona ayer en la capital y darán un giro total en el nombramiento de nuevo líder máximo rumbo al proceso electoral 2021.

Luego de que el Trife resolviera que en 3 meses a más tardar, Morena debe realizar nuevo proceso de elección, resulta que se pusieron de acuerdo cuatro actores importantes, Alfonso Ramírez Cuéllar, Mario Delgado, Bertha Luján y Alejandro Rojas, determinar ir de la mano del actual coordinador de la bancada de la cámara baja por ser el más conocido en encuestas realizadas.

Ramírez Cuéllar, dirigente nacional interino, reconoció los datos y avaló la recomendación del presidente moral del partido, Andrés Manuel López Obrador, de que el método de encuesta sería el más sano para elegir al nuevo dirigente y se dieron a la tarea de proceder en consecuencia y de esta manera harán a un lado con elegancia  a Yeidckol Polevnsky, quien se aferraba al poder por otro trienio más.

Con esto los posibles ajustes serán que Ramírez pase a tener la coordinación de la bancada de Morena en la cámara baja y dejar que Delgado pida licencia al cargo de diputado federal para tomar la batuta nacional del partido más fuerte hoy en día (le duela a quien le duela) rumbo al 2021. Luján tendría mano para poner al secretario general y al presidente del consejo.

También se acordó que su compañero de bancada, Armando Contreras, diputado federal por Oaxaca, será el coordinador de los 15 estados en donde habrá proceso de gubernaturas, para que se lleven de manera pacífica y se eviten los manipuleos que realizó Yeidckol, alias Citlali, donde impuso a sus amigos y en muchos casos se habla que vendió muchas candidaturas en el 2018.

La idea esencial es que cada Estado decida a sus propios candidatos rumbo al 2021, con cierta asesoría nacional para que con ello sirva a que todo mundo cuide sus terrenos y no se vuelva una cena de negros.

Sin embargo, para que esto suceda, obliga a que los 32 estados del país realicen sus procesos internos previos de consejeros estatales, que a su vez dan paso a nombrar sus comités directivos estatales y a sus consejeros nacionales, para que ellos ratifiquen la decisión máxima para dar a conocer al nuevo líder nacional.

¿UNA NUEVA IZQUIERDA EN MORENA?

Me dicen también que ante este escenario y por la premura del tiempo hay cuatro escenarios posibles para resolver los temas estatales: uno, que se respeten los resultados del pasado proceso de septiembre tal y como quedó; dos, que se repita el proceso con el mismo padrón de miembros activos; tres, que se realice un proceso nuevo con padrón ampliado; y cuatro, que se realice una elección abierta a la ciudadanía y se nombre a un delegado nacional interno durante esta etapa.

De estas cuatro posibilidades, las dos primeras son las más claras a aplicarse y ahorrarse tiempo además de evitarse que se filtren gentes o líderes de otros partidos que vayan a querer influir en el proceso al movilizar a grupos de personas para apoyar a gentes ajenas.

Pero lo interesante es que ante este nuevo escenario lo real y claro es que es un hecho que terminará la era del control manipulador, acá en Nuevo León, de Mario Fernández, Horacio Flores y Bertha Puga para dar vida a otros líderes de la verdadera izquierda del estado como son Agustín Acosta, Francisco Cerda, René Mantecón y/o Ismael Robledo.

Estos cuatro personajes mostraron su músculo en la elección pasada y es un hecho que ellos tendrán una contundente mayoría para decidir a los nuevos liderazgos estatales con miras al 2021, pero lo más importante a destacar de estos personajes es que se caracterizan por tener criterio de apertura, de pensamiento liberal progresista e incluyentes, pero sobre todo con mística morenista y con empatía entre la mayoría.

Digan que se los dijo un loco, como me lo dijo a mí, pero pal baile vamos.

obed@sdpnoticias.com
@obedc

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.