Policías comunitarios del estado de Guerrero atacaron este 3 de noviembre a personal de la Secretaría de Seguridad Pública de Oaxaca (SSPO) que viajaba por carretera.

En un comunicado, la SSPO señaló que el incidente ocurrió en la carretera federal México-Acapulco a la altura del poblado de Mazatlán, en el municipio de Chilpancingo.

En un principio se había divulgado una versión en el sentido de que el titular de la SSPO, Ernesto Salcedo Rosales, se encontraba entre las personas que sufrieron el ataque, pero los comunicados oficiales emitidos por autoridades oaxaqueñas y guerrerenses no dan cuenta de ello.

El personal se encontraba en el estado para alistar una reunión bilateral entre los titulares de las secretarías de Seguridad Pública de ambos estados. Ernesto Salcedo Rosales sería el invitado y David Portillo Menchaca el anfitrión.

El encuentro tenía como fin “estrechar lazos de colaboración y coordinación para materializar estrategias de seguridad en ambas entidades federativas”.

Guerrero confirma ataque a personal de la SSPO

Por su parte, la Secretaría de Seguridad del estado de Guerrero confirmó el altercado ocurrido en Chilpancingo y señaló que el personal de la SSPO ya se encuentra recibiendo la atención médica y asistencia correspondiente.

Además, indicó que elementos de la Policía Estatal, Guardia Nacional y Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) ya se resguardaban la zona del ataque, en tanto que la Fiscalía General del Estado había iniciado las pesquisas para esclarecer los hechos y deslindar responsabilidades.

En varias regiones de Guerrero opera el Sistema de Seguridad y Justicia Comunitaria que permite a los pueblos originarios la formación de sus propios cuerpos de seguridad pública autónomos de los institucionales.

La formación de policías comunitarias está prevista en varias leyes estatales, federales y supranacionales, incluyendo la Constitución Política; sin embargo, el Estado mexicano no termina por darles un reconocimiento oficial.