El candidato a gobernador de Nuevo León, Samuel García, anticipó que, de llegar a la silla estatal, las prioridades que establecerá para el congreso local serán un presupuesto base cero, un nuevo convenio fiscal y una nueva constitución.

Al señalar que, de los candidatos de Movimiento Ciudadano a la diputación local, nueve distritos van en primer lugar y seis en segundo de acuerdo con las encuestas de la localidad, García no duda en que el partido podría conseguir una mayoría en la próxima legislatura del Estado.

Lo anterior lo dio a conocer durante la presentación de la agenda legislativa de MC, en donde se puntualizaron los ejes e iniciativas que deberán ser prioridad para la próxima administración del congreso.

Uno de los tres temas de análisis que mandará al congreso es el presupuesto base cero que propone deshacerse del presupuesto inercial.

“Es el momento idóneo de que Nuevo León tumbe ese presupuesto inercial, ese presupuesto copeteado por corrupción, con intereses, por constructoras, para que sea todo precio mercado la mejor calidad y el mejor material. Será el presupuesto que vamos a enviar el año 2022″, indicó.

Así mismo, indicó que para el tema del convenio fiscal que tiene como objetivo que el dinero de Nuevo León se quede en el Estado, indicó requerirá de la mayoría simple del congreso, esto de acuerdo a lo establecido por la cláusula del convenio para la renegociación o modificación deseada.

Por último, para llevar a cabo una nueva constitución, le solicitó a los actuales candidatos de MC a alguna diputación local, a que lleven a cabo un grupo redactor con los mejores abogados para actualizar el marco.

“Tenemos una constitución que tiene 104 años ya de vejez, 608 reformas, una carta magna que le han estado metiendo machetazo tras machetazo y que hoy hace que Nuevo León dependa del centro”, dijo Samuel, señalando además que, si el documento de la nueva Constitución es avalado, será sometido a referéndum en las elecciones de 2024.