Ante la grave sequía que se vive en la entidad, la bancada del PRI del Congreso Local exhortó a los municipios a cancelar la reapertura de albercas y fuentes públicas, o en su caso usar agua tratada y/o reciclada.

El diputado Héctor García García realizó un llamado a la población para incentivar a la preservación y cuidado extremo del agua.

«Exhorto a los municipios para que en base a sus atribuciones realicen la suspensión a la reapertura de los espacios recreativos como albercas y fuentes públicas o en su caso utilicen agua tratada o reciclada para este fin ante la escasez extrema del vital líquido que enfrenta el estado».

«Hoy en día sería «un crimen» permitir la apertura de este tipo de lugares si el agua potable puede usarse para el consumo humano», aseguró.

García García detalló que de acuerdo a datos proporcionados por el Sistema Nacional de Información del Agua se estima que en el Estado de Nuevo León las presas de Nuevo León se encuentran a un nivel de Aguas Máximas Ordinarias: Presa El Cuchillo, China 53%, Presa Cerro Prieto 8%, y Presa La Boca, Santiago 18%.

«Asimismo, hago un llamado a los centros deportivos privados del estado para que se abstengan de utilizar agua potable para el llenado de albercas o en su caso utilicen agua tratada o reciclada», solicitó.

El legislador del Distrito 13 también pidió la intervención de los alcaldes y alcaldesas para que en la medida de las posibilidades lleven agua potable en pipas a las colonias.

Cabe destacar que esta medida ya ha comenzado a aplicarse en algunos municipios del área metropolitana.

Los alcaldes han señalado que serán sensibles con la crisis que se está viviendo en Nuevo León por lo que pidieron a la ciudadanía ser conscientes y entender la difícil situación que se vive en la entidad.